Las camisetas prohibidas de Camerún

 

Las camisetas de la selección de Camerún prohibidas por la FIFA pasarán a la historia, más que por su estética, por la polémica que generaron en su momento. A principios de la década del 2000 las marcas de ropa deportiva estaban en plena revolución tanto en diseños visuales como funcionales, y Puma quiso posicionarse dando un toque de innovación un par de veces a las camisetas de la selección de Camerún. Pero el recorrido de las dos brillantes ideas acabaron en la mesa de la FIFA.

 

Año 2002, la camiseta de basket

La camiseta sin mangas con la que Camerún disputó y ganó la Copa de África 2002 fue un verdadero antes y después. La FECAFOOT no puso ningún problema en lo que era una variante nunca vista hasta aquel momento, pero la FIFA no toleró que los indomables leones de África se presentaran con la misma camiseta en el Mundial de Japón y Corea.

 

 

Lo más curioso del caso fue que la justificación oficial relativa a la prohibición de la camiseta se refería a la imposibilidad de colocar el parche del torneo en las mangas. Camerún intentó un tira y afloja que sabía que no podía ganar, pero a pesar de las mangas negras que se añadieron después, arruinando el experimento de diseño de PUMA, la camiseta sigue siendo aún a día de hoy un hito en los diseños de camisetas de fútbol.

 

 

Año 2004, la camiseta body

El segundo desencuentro entre la selección nacional africana con la organización futbolística más poderosa del mundo tuvo lugar en 2004 cuando Puma elaboró una especie de «body»: un maillot en rojo y verde. Inmediatamente después del partido de la Copa Africana de Naciones 2004 contra Túnez, Sepp Blatter legisló sobre las nuevas equipaciones, declarando que «todas las camisetas y los pantalones cortos deben ser prendas separadas».

Camerún seguiría jugando con ese uniforme, haciendo caso omiso de la nueva norma procedente de las oficinas de Nyon. El desafío de Camerún acabó con una multa de 130 mil euros y 6 puntos de penalización en el grupo de clasificación para el Mundial 2006.