Còrsega-Bulgaria

Flamini, Giuly, Rami, Squillaci y la pequeña historia de la selección de Córcega

 

La selección de fútbol de Córcega (en corso: Squadra Corsa di balón) compite desde 1962 en partidos amistosos contra clubes y selecciones. Al igual que la selección catalana, gallega o vasca nunca ha sido una selección reconocida por organismos como la FIFA o la UEFA, por lo que evidentemente no puede competir en Mundiales o Eurocopas.

Para poder defender los colores de la selección de Córcega debe poder cumplir dos condiciones (norma creada previamente al enfrentamiento contra Congo el 6 de junio de 2009): tener al menos un padre o abuelo de Córcega y ser un jugador profesional o formar parte de un club profesional.

La selección de Córcega no ha tenido nunca un estadio fijo donde disputar sus partidos, el equipo siempre ha jugado en las dos ciudades más importantes de la isla, Bastia y Ajaccio.

Su primer amistoso oficial tuvo lugar en 1962 contra el Olympique Gymnaste Club de Nice (desde 1994 conocido como OGC Niza), y el siguiente año repitieron efeméride para con el Stade Reims.

 

 

No fue hasta el 28 de febrero de 1967 cuando se dieron a conocer mundialmente, ese día ganaron la selección absoluta de Francia por 0-2! Los héroes de aquella gesta fueron: Jeannot Vincenti, Mario Vescovali, Paul Orsatti, Francis Rossi, Paul Pariggi, Freddy Gandolfi, Jacky Padovani, Robert Peri, Jean marciales, Jean-Pierre Serra, Etienne Sansonetti, Jean-Jean Camadini y Angeot Alfonsi.

 

 

 

Los futbolistas más representativos que han defendido la camiseta de Córcega en alguno de los 16 partidos que ha disputado son: Chah Belghazouani, Chaouki Ben Saada, Rémy Cabella, Dominique Colonna, Mathieu Flamini, Wahbi Khazri, Charles Orlanducci, Claude Papi, Robert Péri, Adil Rami, Sébastien Squillaci, Albert Vanucci y Ludovic Giuly.

 

 

La victoria ante Bulgaria en el amistoso disputado el 1 de junio de 2011 en el estadio François Coty posiblemente es su última gran victoria ante una selección internacional potente: