“We are Football”, el decepcionante heredero de “Fifa Manager”

“We Are Football” prometía ser el auténtico heredero de “Fifa Manager”, ya que el propio director de la desarrolladora Winning Streak Games, Gerard Kohler, también lo había sido de la compañía Bright Future. Este mánager para PC publicado por THQ Nordic, y el primero del estudio de Kohler, nacido con la clara idea de plantar cara a “Football Manager” de Sega y Sports Interactive ha supuesto una verdadera y total decepción a pesar de sus buenas intenciones.

 

 

Ni su aspecto, ni su música, ni su IA, ni su jugabilidad, ni su facilidad de manejo convencen en absoluto, y por si esto fuera poco no incluye ni una sola licencia, ni simulador 3D… Sí es cierto que mediante su completo editor o los parches publicados en el portal FM Zocker, última comunidad fan activa de “Fifa Manager”, podemos licenciar prácticamente todo el juego, algo que soluciona la catástrofe parcialmente y que nos puede permitir jugar con un mínimo de emoción. Pero la conclusión es que aquellos que esperen encontrarse a un “Fifa Manager 2022” o una alternativa a “Football Manager” se van a llevar un gran chasco.

 

 

A su favor solo podemos destacar su variedad de opciones existentes, desde negociar las vallas publicitarias a organizar un encuentro con las peñas, pasando por la producción de todo tipo de merchandising imaginable y la inclusión del fútbol femenino (aunque no aporta absolutamente nada nuevo respecto al masculino).

 

 

Aunque hay que confesar que gestionar el día a día del club con todos estos detalles se acaba convirtiendo en un suplicio. Como gran curiosidad podemos destacar que el juego te ofrece la posibilidad de hacer trampas en los partidos como local: contratar un espontáneo que salte al terreno cuando el rival es superior, que se apaguen las luces o que se enciendan los aspersores. Algo inimaginable en un mánager de corte realista.

 

 

Gerald Köhler, Rolf Langenberg y Dirk Winter han sido fuertemente criticados por la pobre producción de “We Are Football” que además tiene un precio de mercado de 34,99€, muy excesivo teniendo en cuenta que estamos ante un videojuego de aspecto 100% free-to-play y sin licencias.

¿Será capaz el estudio Winning Streak Games de rehacer el juego mediante actualizaciones? Mucho nos tememos que si la respuesta es negativa, este nuevo mánager ha nacido para desaparecer.