Loco Mundial de Fútbol: Selección W

 

Arsène Wenger recibe el encargo de la FIFA de dirigir a la selección W en este Loco Mundial. El entrenador galo, tras una etapa infructuosa en el AS Nancy, se dio a conocer en el AS Mónaco, cuando logró el título de liga francés en 1988 y la Copa en 1991. En 1994 recibió una oferta para dirigir al Bayern de Múnich, pero le quedaba una temporada de contrato con el club monegasco y el presidente se negó a rescindir el acuerdo. Wenger optó por quedarse, pero antes de las navidades fue destituido por sus malos resultados.

Otra vez el Bayern llamó a sus puertas, pero sorprendió yéndose a dirigir el Nagoya Grampus japonés con el que logró la Copa del Emperador y la Supercopa de Japón. Hasta que en 1996, Arsène y el Arsenal FC -en un juego de palabras interesante- decidieron juntar sus caminos. En su primera temporada con los “gunners”, logró un meritorio tercer puesto, situación que mejoró el curso siguiente (1997-98) cuando logró la Premier y la FA Cup. Alcanzó la final de la UEFA en el 2000 que perdieron con el Galatasaray de Gica Hagi y la FA Cup de 2001 perdida contra el Liverpool. En la temporada 2001-02, el Arsenal logró otro doblete. Pero la temporada que quedará para la historia fue la de 2003-04 en la que el equipo “gunner” no perdió ni un solo partido, algo que no ocurría ¡desde 1889!.

En la temporada 2005-06, alcanzó la final de la Champions League, perdida contra el FC Barcelona. En las siguientes temporadas, las ventas de grandes jugadores conllevaron una sequía de títulos que terminó con el logro de la FA Cup en 2014. En 2018, tras veintidós años en el cargo, abandonó el banquillo londinense con 17 títulos en el bolsillo: 3 Premier, 7 FA Cup y 7 Community Shield.

Lo acompañará en el banquillo Hennes Weisweiler que convirtió al Borussia Mönchengladbach de finales de los sesenta y principios de los setenta en un mito.

 

Portero

En la portería, una sorpresa que será del agrado de los aficionados del Rayo Vallecano. Wilfred se perfila como titular. El cancerbero nigeriano debutó a los 16 años con el New Nigeria Bank con el que logró una liga en 1985 y dos campeonatos de clubes de la WAFU. En 1990, probó suerte en España y finalmente el Rayo se hizo con sus servicios. Tras dos temporadas en segunda, el equipo de Vallecas logró el ascenso en 1992. Dos años más tarde, volvió a bajar a Segunda, para regresar a la élite al año siguiente. Se retiró en 1997 tras haber jugado una temporada en el Écija Balompié. En la recámara, también cuenta con Roman Weidenfeller, cancerbero del Borussia Dortmund, y Westerveld, del Liverpool y Real Sociedad.

 

 

Defensas

En una defensa de tres, el seleccionador galo apuesta por otro nigeriano; Taribo West. Después de conocer los peligros y riesgos de la calle, un adolescente West descubrió el fútbol, que fue su salvación y “modus vivendi”. Su gran desempeño en el futbol nigeriano despertó el interés del Auxerre francés que se hizo con sus servicios en 1992, club con el que ganó una Liga y dos Copas. En 1996, formó parte de la mítica selección verdiblanca que logró la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Atlanta. Un año más tarde sería fichado por el Inter de Milán con el que ganó la Copa de la UEFA 1998, rodeado de talentos como Zanetti, Simeone y Ronaldo. Icono de los 90, por sus trenzas coloridas, su fe religiosa fue en aumento en detrimento de su rendimiento en el campo.

En el eje de la zaga, el brasileño Weligton. Debutó en 2002 en el Paraná Clube, para fichar al año siguiente por el FC Penafiel portugués. Tres años después, el Grasshopper-Club Zurich se hizo con sus servicios, siendo escogido el mejor defensa de la liga suiza en 2006-07. Sus actuaciones le llevaron a fichar por el Málaga CF al año siguiente, cuando militaba en la Segunda División Española. A pesar de que había fichado por un año, su buen hacer lo llevó a permanecer diez temporadas en La Rosaleda. En la temporada 2012-13, alcanzó los cuartos en la Champions, pero se perdió la vuelta en Dortmund por acumulación de tarjetas, donde el equipo malagueño perdió en el tiempo de descuento. En la ida, otro portero W le detuvo un cabezazo, Weidenfeller.

Un bigotudo holandés, Jan Wouters, retrasará su posición para fijar la defensa. Debutó en el FC Utrecht en 1980 hasta que en 1986 fichó por el Ájax de Ámsterdam en el que permaneció hasta 1991. El Bayern de Múnich se hizo con sus servicios. Terminó su carrera en el PSV Eindhoven donde militó de 1994 a 1996. Logró una liga y tres copas holandesas, una Bundesliga y una Recopa con el Ajax. Con la selección “orange” fue pieza clave para la consecución de la Eurocopa del 88.

 

 

Centrocampistas

En el centro del campo, el entrenador galo cuenta con un pupilo suyo, Jack Wilshere, quien militó en el equipo londinense de 2008 a 2018, con un par de capítulos en el Bolton Wanderers F.C. y A.F.C. Bournemoth. Se convirtió en el jugador más joven en debutar con el club inglés. Destacó en la temporada 2010-11, pero una grave lesión lo apartó de los terrenos de juego por más de quinientos días. Logró dos F.A. Cup y tres Community Shield. La llegada de Unai Emery al club “gunner” supuso el fin de Jack en el equipo y emigró al West Ham, pero las lesiones no le permitieron rendir. Con la selección inglesa participó en el Mundial 2014 y la Eurocopa 2016.

Al lado del inglés, un alemán icono de los sesenta y setenta: Herbert Wimmer. “One club man” del Borussia Mönchengladbach, debutó en 1966 y se retiró en 1978. Dotado de una muy buena resistencia física, ganó 5 Bundesligas, una Copa alemana y una Copa de la UEFA. Fue la época dorada del club que contó con jugadores de la talla de Berti Vogts, Gunter Netzer o Jupp Heynckes. En el club fue dirigido, entre otros, por otra W: Hennes Weisweiler. Con la selección alemana, Wimmer logró la Eurocopa de 1972 y el Mundial de 1974.

Shaun Wright-Phillips debutó en 1999 con diecisiete años con el Manchester City. El hábil y veloz jugador formó parte del equipo “cityzen” por seis temporadas, cuando recaló en el Chelsea FC de José Mourinho, que lo llegó a definir como uno de los mejores jugadores ingleses. Regresó al City en 2008 hasta 2011, para irse al Queens Park Rangers cuatro años más, y retirarse en Estados Unidos en el New York Red Bulls y Phoenix Rising. Con el Chelsea logró una Premier, una Community Shield, una Carling Cup y una FA Cup, trofeo que también logró con el Manchester City en 2011.

El último centrocampista es un compañero de Wouters, Aron Winter. Debutó en el Ajax de Ámsterdam en 1986 con el que logró dos copas neerlandesas y una Eredivisie, además de la Recopa de Europa y la Copa de la UEFA. Fichó por la Lazio para reemplazar a Paul Gascoine y en 1996 fue traspasado al Inter de Milán con el que ganó la UEFA de 1998, junto con Taribo West. En 1999, regresó al Ajax, se fue cedido un año al Sparta de Rotterdam, y se retiró en 2003 en el Ajax. Con la selección holandesa, formó parte de la campeona de la Eurocopa de 1988.

 

 

Delanteros

La delantera de la W no tiene nada que envidiar a otras selecciones. A un lado, Willian, jugador brasileño que tras debutar en el Corinthians, fichó por el Shakhtar Donesk con el que estuvo cinco temporadas y media y logró varios títulos en Ucrania y la Copa de la UEFA de 2009. Su siguiente destino fue el Anzhi Majachkalá ruso, pero apenas duró unos meses, ya que el Chelsea FC se hizo con sus servicios. En el equipo “blue” permaneció siete temporadas en las que logró dos Premier, una Liga Europea, una FA Cup y una Capital One Cup. En 2020, fichó por el Arsenal con el que logró una Community Shield. Con la “canarinha” logró la Copa América de 2019.

Ian Wright, jugador al que el seleccionador francés conoce bien, ocupará otra de las tres plazas del ataque. Debutó a los veintiún años en el Crystal Palace, en el que permaneció siete temporadas. En 1991, el Arsenal FC se hizo con sus servicios para siete temporadas más en las que logró una Premier, una Recopa y dos FA Cup. Cabe destacar que es el padre de Shaun Wright-Phillips, por lo que por primera vez en este Loco Mundial, un padre y un hijo jugaran juntos en una selección.

Esta selección W también nos guarda otra sorpresa. Como tercer delantero, Wenger ha convocado al Presidente de la República de Liberia. Hablamos de George Weah, el único futbolista africano en lograr un Balón de Oro. El propio Wenger recomendó su fichaje por el AS Mónaco en 1988, con el que logró una Copa de Francia y alcanzó la final de la Recopa de 1992. Ese verano su destino lo trajo al PSG en el que compartió vestuario con Lama, Ginola y Raí con el que ganó la Liga francesa, dos Copas de Francia y una Copa de la Liga. En 1995 fichó por el AC Milán para sustituir a un mito en la delantera, Marco Van Basten. Con los “rossoneros” logró dos Scudetto, pero se marchó en 2000 al Chelsea, tras la llegada de Shevchenko que lo relegó a la suplencia.

 

 

Capitanes

Capitanes de la selección: Willie Wallace y Walter Weiler. Serán capitanes de las distintas selecciones, los jugadores que tengan las dos iniciales –nombre y apellido- iguales, con independencia de que sean titulares o no.

 

 

Estadios

Wanda Metropolitano

 


Jaume Clavé & Joan Albert Ferrer