lunes, noviembre 28, 2022

«Lev Yashin, the Dream Goalkeeper», obra maestra del cine futbolero

 

«Lev Yashin, the Dream Goalkeeper«, dirigida por Vasili Chiginsky, es una auténtica obra maestra que ningún amante del fútbol clásico debe perderse. Una película biográfica que cuenta con el visto bueno de la propia viuda de Yashin, Valentina, que nos muestra la historia del mejor portero de todos los tiempos, apodado “La Araña Negra”, recordado por ser el único guardameta de la historia poseedor de un Balón de Oro.

 

 

El film, estrenado el 28 de noviembre de 2019 en Rusia, explora diversos momentos de su vida como su ascensión a la gloria desde sus difíciles inicios como tercer portero en el Dinamo de Moscú, pasando por su gran actuación en la primera Eurocopa de 1960 que permitió a la URRSS hacerse con el título (con posterior momento estelar junto a Santiago Bernabéu incluido), pero también su cruel deriva posterior al Mundial de Chile de 1962, en parte provocada por el aparato mediático del Kremlin y que casi acaba con su carrera.

 

 

«Lev Yashin, the Dream Goalkeeper» concluye con su partido de despedida, en el que participaron estrellas del momento como Bobby Charlton, Eusebio o Gerd Müller que también aparecen caracterizados en la cinta. Nuestro protagonista es interpretado por un gran Aleksandr Fokin, que cumple a la perfección en su papel, conmocionándonos con esta bella historia futbolera. «Yashin era un hijo de la guerra. Pese a ser un deportista, fumaba desde niño. Y es que en la fábrica a los niños les daban de fumar para matar el hambre. Curiosamente, el tabaco acabó por matarle», explicaba el actor en la presentación del film.

 

Alexei Khomich (Aleksei Kravchenko) y Lev Yashin (Aleksandr Fokin), ambos porteros del Dinamo de Moscú.

 

Este magnífico proyecto producido por Oleg Kapanets y dirigido por Vasiliy Chiginskiy intenta ser en todo momento bastante fiel a la realidad de los hechos históricos (aunque se permite varias licencias como algunas escenas del partido de despedida), y si destaca en algún aspecto en concreto es por su facilidad para recrear los partidos de la época, algo muy difícil en las películas de este «género» cinematográfico.

 

 

La paupérrima distribución del film obliga a todos aquellos que quieran disfrutar de «Lev Yashin, the Dream Goalkeeper» y sus 116 minutos de metraje a recurrir a métodos no ortodoxos para poderla disfrutar, ya que no se encuentra actualmente en ninguna plataforma en idioma español o inglés. Se recomienda buscar una versión con subtítulos en ruso o inglés, y posteriormente traducirlos con cualquier servicio web disponible para ello.