Landon Donovan, el nómada de la MLS

 

Landon Timothy Donovan fue una de las mayores leyendas de la Major League Soccer y de la selección nacional de Estados Unidos. Considerado como uno de los mejores jugadores de fútbol masculino estadounidense de todos los tiempos, en la MLS, Donovan ganó un récord de seis Copas MLS y aún a día de hoy es el líder de asistencias de todos los tiempos de la liga con 136. Tal fue la influencia en la MLS, que el premio MVP de la Major League Soccer ha sido rebautizado como el premio Landon Donovan MVP en su honor.

 

 

En la selección masculina de Estados Unidos, Donovan sigue siendo aún a día de hoy el número 1 en asistencias y está empatado con Clint Dempsey como líder de todos los tiempos en anotaciones, y es el segundo jugador con más partidos de su país. Donovan fue el único jugador estadounidense que alcanzó la marca de 50 goles/50 asistencias. Además también ganó en cuatro ocasiones el premio al deportista del año en el fútbol estadounidense (el único en categoría masculina que lo ha conseguido y el primer futbolista que lo ha ganado en años consecutivos), así como el único que ha ganado en siete ocasiones el premio al jugador del año de Honda.

 

 

Donovan fue la estrella del equipo de Estados Unidos que llegó a los cuartos de final de la Copa Mundial de la FIFA 2002, donde recibió el premio al mejor jugador joven. Sus tres goles en el Mundial de 2010 convirtieron a Donovan en el jugador estadounidense más goleador de la historia de los Mundiales y en uno de los tres jugadores estadounidenses que han marcado en más de un Mundial, junto con Brian McBride y Clint Dempsey.

 

 

El nacimiento de un jugador franquicia de ascendencia irlandesa

Landon Donovan nació el 4 de marzo de 1982 en Ontario, California. Su familia, de origen irlandés, estaba formada por su madre Donna Kenney-Cash que trabajaba como profesora, su padre Tim que era un jugador profesional de hockey sobre hielo (nacido y crecido en Canadá), su hermana gemela y su hermano mayor.

Landon desde que era un niño vivía obsesionado en convertirse algún día en futbolista profesional, así que a la mínima que pudo se apuntó a una liga federada y consiguió marcar siete goles en su primer partido. Era la nueva esperanza de un modesto club de Rancho Cucamonga, California, llamado Cal Heat. En 1997 y tras una progresión realmente espectacular fue aceptado en el Programa de Desarrollo Olímpico de U.S. Youth Soccer. Dos años más tarde se incorporó a la Academia IMG de Bradenton (Florida) con otros miembros de la selección nacional sub-17, como parte del programa de desarrollo juvenil de U.S. Soccer. Su extraordinaria actuación le convirtió en el Jugador del Torneo por su papel en la selección sub-17 de Estados Unidos.

 

 

El salto a Europa

Mientras Donovan participaba en un torneo juvenil en Europa en 1999, su actuación llamó la atención del director deportivo del Bayer Leverkusen, Michael Reschke, que más tarde le ofrecería un contrato de seis años con el club. Durante aquel periodo alternó el primer y segundo equipo del Bayer Leverkusen con periodos de entrenamiento con las selecciones juveniles de Estados Unidos.

 

 

En 2001 fue cedido al San Jose Earthquakes de la Major League Soccer (MLS) a causa de la falta de adaptación a la vida cotidiana alemana. El futbolista encontró rápidamente su sitio y se afianzó en el once titular durante 3 largos años. No fue hasta 2003 cuando se convirtió en una de las únicas caras reconocibles del fútbol en Estados Unidos. Marcó varios goles para el equipo y dio muchas asistencias. El enero de 2005 regresó al Bayer Leverkusen y disputó siete partidos antes de abandonar definitivamente el club.

 

 

Ese mismo año Landon Donovan llegó a un acuerdo con LA Galaxy y se convirtió en el futbolista estadounidense mejor pagado de la MLS. Durante su primera temporada, vio portería en múltiples ocasiones y también repartió muchas asistencias a sus compañeros. Sus goles en los play-off le convirtieron en el segundo máximo goleador de la MLS de todos los tiempos, con 14 goles, por detrás de Carlos Ruiz, que marcó 15 goles.

El año 2007 no fue un año tan agradable para el jugador, ya que la superestrella inglesa David Beckham llegó a LA Galaxy y Donovan tuvo que cederle el brazalete de capitán. A pesar de ello marcó numerosos goles para el equipo, 84, y se aseguró para sí mismo el séptimo puesto en la lista de goleadores de todos los tiempos de la liga. La temporada 2008 fue un desastre para LA Galaxy, pero fue una gran temporada para Donovan, ya que marcó 20 goles en 25 partidos y formó una poderosa pareja ofensiva con David Beckham y Edson Buddle.

 

 

Aquello le valió entrenar con el Bayern de Múnich durante el noviembre de 2008, antes de incorporarse al club alemán en calidad de cedido hasta el inicio de la temporada 2009 de la MLS, a mediados de marzo. Durante su estancia en el Bayern, Donovan participó en cinco partidos amistosos, en los que marcó cuatro goles, en seis partidos de liga y en un partido de la DFB-Pokal. Al final del periodo de cesión, el Bayern declinó prorrogar su préstamo, y volvió a Estados Unidos.

 


 

A principios de 2009, Beckham se incorporó al Milan en calidad de cedido, y Donovan tuvo la oportunidad de volver a ser el capitán del equipo. En julio de 2009, el futbolista criticó a Beckham en una entrevista con el periodista de Sports Illustrated Grant Wahl. Calificó a la superestrella inglesa de mal capitán y compañero de equipo. Más tarde, Donovan se disculpó con Beckham por haber dicho eso a un periodista y no habérselo dicho a él mismo. El dúo olvidó el asunto y Beckham regresó a mitad de temporada al club.

Donovan realizó una gran temporada y consiguió ganar el premio al Jugador Más Valioso de la liga y al Gol del Año de la MLS 2009, y llevó al LA Galaxy a la Copa MLS 2009. Sin embargo, fueron derrotados en los penaltis. Más tarde amplió su contrato por cuatro años con el equipo y LA Galaxy le dio la opción de ir a préstamo a otros clubes durante la temporada baja del club.

 

 

El retorno a Europa

El 18 de diciembre de 2009 el Everton confirmó la cesión del mediocampista estadounidense Landon Donovan, que se quedaría en el club inglés hasta el mes de marzo, antes de retornar a Los Angeles Galaxy para comenzar la Major League Soccer el 27 de marzo de 2010. El jugador disputaría en esta primera etapa en Liverpool de 10 partidos y marcaría 2 goles.

 

 

La segunda etapa tendría lugar en diciembre de 2011 para pasar otros dos meses en el Everton, a partir de enero de 2012 y debutó de nuevo el 4 de enero de 2012, contra el Bolton Wanderers, en una derrota por 2-1. En su tercer partido como cedido, dio la asistencia del único gol del Everton en el empate a uno contra el Aston Villa el 14 de enero. El 27 de enero, asistió en los dos goles de la victoria por 2-1 ante el Fulham en la cuarta ronda de la FA Cup propiamente dicha. El 31 de enero, asistió en el gol de la victoria de Darron Gibson sobre el Manchester City. Donovan elevó su cuenta de asistencias a siete cuando asistió al gol de Denis Stracqualursi en la victoria por 2-0 sobre el Chelsea el 11 de febrero. Esta vez su participación en la Premier League tan solo se extendió durante 7 partidos, ya que Landon declaró haber llegado al límite de su energía vital y la necesidad de un descanso del fútbol.

 

 

El primer retiro

Landon volvió el 25 de marzo de 2013 y debutó cinco días después en un partido contra el Toronto FC mientras entraba como sustituto en el minuto 61. Pero tuvo que ceder el brazalete de capitán a Robbie Keane para la temporada 2013 a su llegada. Más tarde, en un partido contra el Chivas de Estados Unidos, consiguió un doblete y se convirtió en el máximo goleador de la MLS con 134 goles junto a Jeff Cunningham.

El 25 de mayo de 2014, consiguió otro doblete en un partido contra el Philadelphia Union y rompió el récord de Cunningham de 134 goles, y se convirtió en el máximo goleador de todos los tiempos. En agosto de 2014, declaró que pensaba retirarse del fútbol al final de la temporada 2014 de la Major League Soccer. La temporada terminó mientras el equipo ganaba su cuarta temporada de la Major League Soccer.

 

 

Vuelta al ruedo

En septiembre de 2016, el futbolista declaró que volvía de su retiro y firmó un contrato con LA Galaxy. En total, participó en seis partidos de la temporada 2016. Al final de la eliminatoria se retiró por segunda vez. Aunque su retiro esta vez parecía definitivo, tuvo breves pasos por otros clubes como el Club León en 2018 y el San Diego Sockers en 2019.