viernes, septiembre 30, 2022

Cláudio Taffarel, el campeón del mundo

 

Cláudio Andre Taffarel fue leyenda y campeón del mundo en 1994, y aún a día de hoy sigue siendo recordado por ser el portero con más internacionalidades con la selección absoluta brasileña, ni más ni menos que 101.

Un guardameta que no solamente llegó a participar en 3 Mundiales consecutivos, pese a sus altibajos que motivaron duros ataques de la prensa: Italia 90, Estados Unidos 94 y Francia 98, si no que también dejó su sello en la Serie A y B, y en el mejor Galatasaray de la historia.

 

 

En sus vitrinas la Coppa Italia de 1991-1992 y 2001-2003, y la Recopa de la 92-93 con el Parma, el Campeonato Mineiro de 1995 y la Conmebol de 1997 con el Atlético Mineiro, la Süper Lig de 1998-1999 y 1999-2000, la Copa turca de 1998-1999 y 1999-2000, la Copa de la UEFA de 1999-2000 y la Supercopa de Europa con el Galatasaray, todo esto en el ámbito de clubes.

 

 

Con la selección absoluta de Brasil el Mundial de 1994, subcampeonato del mundo en 1998, las Copas América de 1989, 1997, y subcampeonatos de América en 1991 y 1995, la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de 1988 de Séul, y la FIFA World Youth Championship de 1985. A título individual una Boula de Ouro brasileña en 1988 y el honor de formar parte del once inicial de la FIFA del Mundial de Francia de 1998.

 

 

El primer portero estrella de Brasil

Cláudio André Mergen Taffarel nació en Santa Rosa, Río Grande do Sul (Brasil), y a sus 16 años empezó con mal pie en su escalada hacia el estrellato, fracasando en las pruebas de acceso al Gremio de Porto Alegre. En 1984 su suerte cambió y fue aceptado en el Internacional de Porto Alegre, donde sus grandes actuaciones le valieron para ser convocado con la selección brasileña juvenil en 1985 y llegar a debutar con la absoluta el 7 de julio de 1988 en la Copa de Oro del Bicentenario de Australia, afianzándose en el once titular durante más de 10 años.

 

 

Después de su gran Mundial en Italia, en 1990 llamó la atención del Parma FC, club en el que jugó en dos etapas, y posteriormente pasó al AC Reggiana para jugar una campaña con los granates antes de volver a su país en 1995 para defender la portería del Atlético Mineiro. Después de tres temporadas y media con los albinegros, ‘Arquerinho’ ficharía por el Galatasaray a inicios de la campaña 1998-99, para posteriormente volver al Parma FC en la 2000-01 y finalmente colgar los guantes durante el verano del 2003 a los 37 años.